Logo Soy Carmin
Foto: Unsplash
Buena Vida

5 cambios que sufre el cuerpo de una mujer después de una cesárea

A diferencia de lo que se cree, no es la manera "cómoda" de dar a luz. 

Por: Ana Izabal

Foto: Unsplash

Foto: Unsplash

Existe un debate permanente en cuanto al significado de dar a luz por medio de una cesárea. Si bien se trata de un procedimiento quirúrgico que muchas veces es necesario para garantizar la salud de la madre y el bebé, no siempre se acepta (entre las mismas mujeres) que sea la forma más honorable de dar a luz. 

Las mujeres que se hacen una cesárea son señaladas como "cómodas" y a veces hasta como "cobardes" por no enfrentar todo el proceso de alumbramiento de forma natural, pero dejando de lado este choque de perspectivas, se puede decir que una cesárea tampoco es tan ideal como muchas veces se cree, pues el periodo de recuperación y las secuelas que deja son bastantes molestas. 

Sin desacreditar ninguno de los métodos para dar a luz, puesto que a fin de cuentas el milagro de la maternidad ocurre de cualquier forma, dejamos 6 grandes cambios que una mujer debe soportar después de una cesárea. 

Foto: Unsplash

 

1

Picazón y ardor

A diferencia de lo que se cree, cuando una mujer da a luz mediante cesárea el tiempo de recuperación es mucho más largo e incómodo a diferencia de un parto natural.

Lo principal que se siente es una sensación de comezón y ardor no sólo en el área de la incisión sino en todo el cuerpo. Esto se debe al efecto de la anestesia en el cuerpo, que puede producir hormigueo en las horas posteriores a la cirugía. También se puede presentar una sensación de ardor, cosa normal ya que se trata de una herida profunda. 

 

2

Dolor agudo

La cesárea tarda en recuperarse principalmente por su ubicación. En la mayoría de los movimientos de nuestro cuerpo se aplica fuerza en la región del vientre bajo, lugar donde se realiza el corte para poder extraer al bebé.

Esto provoca que se experimente un dolor agudo durante algunas semanas, haciendo que actividades cotidianas y simples se vuelvan dolorosas y casi imposibles, por ejemplo sentarte y levantarte, ir al baño e incluso estornudar. 

Leer más: El cuerpo de una mujer tarda hasta un año en recuperarse de un embarazo: estudio

 

 

3

Queda cicatriz

Quizá una de las cosas que más asusta o desagrada a las mujeres que se someten a cesárea, es la cicatriz que queda después. Por más cuidado que tenga el cirujano es casi imposible que no quede cicatriz pues recordemos que se trata de un corte muy profundo, ésta es por lo general de 5 cm. 

Actualmente hay muchos métodos de sutura para que la cicatriz no quede tan marcada, aun así debemos recordar que la marca quedará y pues bueno, no tiene nada de malo, es señal de que has traído vida al mundo. 

 

4

Sensibilidad en el útero

Las mujeres que han tenido más de una cesárea aumentan el riesgo de sufrir debilidad y ruptura en los tejidos del útero, esto debido a la profundidad de la incisión. 

Para evitar cualquier problema en el desarrollo embrionario, es necesario el chequeo constante con el médico. 

 

5

Dolor en las relaciones sexuales

Para que una cesárea se cure por completo deben pasar entre 12 y 18 meses, esto dependiendo la calidad la cirugía y los cuidados post parto. Muchas mujeres experimentan incomodidad y dolor al tener relaciones sexuales incluso después de un año de la cirugía, esto debido a que el vientre bajo es una zona muy delicada de nuestro cuerpo.

Por la proximidad con la pelvis, algunas mujeres pueden experimentar dolor durante la penetración. 

 

 

Temas

  • Maternidad
  • Cesárea
  • hijos
  • parto natural
  • complicaciones en la cesárea

Comentarios