Logo Soy Carmin
Se le declaró a su vecina, pero como le dijo que no, la mató a martillazos y enterró en su patio.
Trendy

Se le declaró a su vecina, pero como le dijo que no, la mató a martillazos y enterró en su patio

A Itzel Orduño le quitaron la vida a martillazos, solo por haber rechazado a su vecino, Hueman Fernando "N", quien la esperó a que llegara a su trabajo en una estética en El Fuerte, Sinaloa para decirle que le gustaba #JusticiaparaItzel

Por: Bonita Haro

Se le declaró a su vecina, pero como le dijo que no, la mató a martillazos y enterró en su patio.(FOTO: FACEBOOK)

Se le declaró a su vecina, pero como le dijo que no, la mató a martillazos y enterró en su patio. | FOTO: FACEBOOK

La vida de una jovencita de tan solo 20 años de edad, quedó cegada por un sujeto que no soportó ser rechazado por ella. Y es que, se le declaró a su vecina, pero como le dijo que no, la mató a martillazos y la enterró en su patio. El horroroso caso sucedió en El Fuerte, Sinaloa, pero ya conmocionó a todo el país. 

Itzel Orduño ni siquiera se imaginaba que su vida corría peligro justo enseguida del lugar en el que trabajaba, pues tenía ya tiempo con su misma rutina de abrir todos los días la estética en la que ella misma atendía. 

De acuerdo a la información, que el propio asesino de la jovencita de nombre Hueman Fernando “N” de 33 años de edad, llegó a la estética Fabiolas justo después de que Itzel Orduño abrió, como todos los días, el local ubicado en Zaragoza, en la colonia centro, en El Fuerte, Sinaloa, donde la joven estaba acomodando las cosas para iniciar la jornada. 

Él la sorprendió presentándose en la puerta y dándole los buenos días. Itzel respondió, mientras que el agresor le dijo que necesitaba hablar con ella, por lo que aceptó y pasó a la sala de su casa a platicar.

Hueman Fernando se le declaró, asegurándole que desde hace mucho le gustaba, pero Itzel amablemente lo rechazó, por lo que desató la furia del hombre, quien se paró, caminó a la cocina y sacó un martillo de un cajón, con toda la intención de agredirla. 

Sigue leyendo: "Esas no eran amigas, las amigas no se dejan": papá de Debanhi

Cuando Itzel vio que se dirigía a ella muy molesto y con el martillo en la mano, trató de correr para refugiarse en una de las recámaras, donde dormía la tía del agresor, pero en ese momento no se encontraba en su hogar.

El asesino la alcanzó, la tomó del brazo, y con el martillo le pegó en la cabeza, por lo que cayó inconsciente. Sin embargo, no conforme con haberla agredido, Hueman Fernando continuó golpeándola con la herramienta en la cabeza, hasta que notó que ya no reaccionaba, ni respiraba. 

Sigue leyendo: Cuáles son los signos más manipuladores

Cuando se dio cuenta de lo que había hecho, comenzó a desesperarse, y llevó el cuerpo de Itzel al patio, donde la semienterró y la cubrió de tierra, cal, piedra y madera. Se quitó la ropa y la lavó, y se dispuso lavar el lugar donde atacó a su víctima para que no quedara rastro de lo ocurrido.

No obstante, el agresor fue detenido, ya que las cámaras de seguridad captaron cuando Itzel Orduño entró a su hogar, además que algunos vecinos también vieron que ingresaron juntos temprano, aunque cuando una compañera de la joven tocó su puerta y preguntó si la había visto, él contestó que no.

Eso no le sirvió por mucho tiempo, pues más tarde, cuando amigos y familiares de Itzel Orduño se movilizaron para buscarla y supieron, por medio de los vecinos y el video de una cámara que grabó todo, que entró a la casona y jamás salió de ahí.

Los agentes de la policía municipal arribaron al lugar, y llegaron hasta la casa de Hueman Fernando, a quien le preguntaron por Itzel Orduño, y sin el menor de los crepúsculos gritó:

“Sí, aquí está, ya la maté, la enterré y la golpeé a marrazos en la cabeza”.

De inmediato, los preventivos derribaron la puerta y dieron con el cuerpo semi enterrado, mientras que el presunto asesino trató de huir, sin éxito, manifestando de manera fría y escalofriante.

“Si no es para mi, no será para nadie”.

Síguenos en

Temas

Foto del periodista Bonita Haro

Bonita Haro

Redactora Web

Soy una mujer soñadora y esperanzada en ver un mundo mejor, por lo que día a día trato de poner mi granito de arena para poder contribuir a lograrlo, así como para enseñarles a mis hijos a amar el mundo en el que viven. Soy de la idea que “todo suma”, por lo que creo que no hay esfuerzo que no valga la pena. Soy comunicóloga egresada de la Universidad de Occidente unidad Los Mochis, cursé el diplomado para periodistas “El Periodista como Agente y Líder en el Desarrollo Social” impartido por el Tecnológico de Monterrey, fui reportera para el periódico El Debate de Los Mochis, y posteriormente editora de hard news en el mismo medio. Soy orgullosamente mamá, esposa, hermana, hija, amiga y amo ser mujer.

Ver más

Comentarios