Logo Soy Carmin
Muerte de pescaíto, un pequeño de 8 años, la historia más cruel de 2018
Trendy

La madrastra del terror: mató a pescaíto, un pequeño de 8 años, la historia más cruel de 2018

Ana Julia confesó el crimen de Gabriel Cruz, de 8 años, era su madrastra y por varios días fingió que estaba preocupada por él.

Por: Aidee Lozano

Padres de Gabriel Cruz, Pescaíto.(Foto: EFE)

Padres de Gabriel Cruz, Pescaíto. | Foto: EFE

Sin duda alguna el caso de Gabriel Cruz, el niño que murió a manos de la pareja de su padre es uno de los más impactantes y crueles de 2018. La madrastra del terror, como llamaron a Ana Julia Quezada, mató a pescaíto, quien tan sólo tenía 8 años.

Patricia Ramírez y Ángel Cruz, padres de pescaíto. Foto: EFE

Gabriel Cruz desapareció el 27 de febrero de 2018 en España y después de una larga búsqueda su cuerpo fue encontrado. ¿Quién le quitó la vida? Fue la pareja sentimental de su padre, Ana Julia Quezada, quien no confesó de inmediato su asesinato, pues incluso intentó inculpar a una ex pareja de ella.

Tanto Patricia Ramírez y Ángel Cruz, padres de Gabriel, buscaron al niño y este caso de España no solo conmovió a los habitantes de aquel país sino que dio la vuelta al mundo tras enterarse de que el niño no solo estaba desaparecido sino que había sido asesinado.

Después de haber recuperado el cuerpo de Pescaíto, las autoridades comentaron que los primeros indicios de la investigación indicaban que el menor había muerto el mismo día de su desaparición.

Según la autopsia, Gabriel Cruz falleció de muerte violenta y se le privó de la vida entre una o dos horas después de que comió. Los reportes señalan que la causa de la muerte fue asfixia.

Las autoridades emitieron un comunicado en donde se señaló que el caso de Gabrielito era uno de los más duros. El juez instructor ha sido el encargado de tomar la declaración por separado a los testigos para conocer más detalles sobre el caso y al mismo tiempo averiguar sobre el comportamiento de Quezada con los integrantes de la familia durante los 13 días en los que se mantuvo la búsqueda del menor.

Y es que de acuerdo con las indagatorias, Ana Julia manipuló su actuar y a decir del juez realizó lo siguiente:

"Dio una falsa apariencia de preocupación por la desaparición y suerte del niño… mantuvo el engaño, aumentándolo hasta el punto de colocar ella misma una camiseta del menor para desviar la investigación e inculpar a alguien más”, indicó.

Temas

Comentarios

TE RECOMENDAMOS