Trendy

Después de 15 abortos tiene la familia que soñó

Siempre hay esperanza para todos

Por: Norma Portillo

Laura y su familia (Imagen: Daw Rowlands/Mercury Press)

Laura y su familia (Imagen: Daw Rowlands/Mercury Press)

Laura Dove es la orgullosa mamá de cuatro hijos, que pasó por la experiencia traumática de enfrentar quince abortos involuntarios y un nacimiento sin vida, pero, finalmente, tiene la familia que siempre soñó.

Laura tuvo tres abortos involuntarios antes de tener a su primer hijo, Lewis, en 2004. Aunque Laura no tuvo problemas para concebir, perdió trágicamente a sus bebés de entre seis y 12 semanas durante el embarazo.

Ella explicó: "La primera vez que tuve un aborto, no podía decir nada, me sentía diferente”.

"Fue desgarrador perder los bebés, pero aún así permanecí bastante optimista en ese punto”.

"Estábamos tan jóvenes, simplemente pensamos que nos gustaría probar de nuevo".

La madre experimentó la esperanza y la mayor angustia durante el embarazo de su hijo pequeño, Joseph.

Ella explicó: "Cuando estoy embarazada yo no puedo salir de un gran bache, por lo que con José tuve exploraciones de crecimiento cada dos semanas”.

"Dijeron que era un poco pequeño, así que se controló mucho".

Trágicamente, durante un chequeo de rutina a las 36 semanas, los médicos rompieron la trágica noticia de que el bebé había fallecido.

Laura recordó: "Los dos estábamos completamente dormidos y entró en el piloto automático”.

"Ingenuamente pensé que iban a hacer una cesárea, pero me dijeron que se induciría”

"No pensaba que fuera a pasar por todo eso. Pero tenían que pensar en lo que era más seguro para mí".

Después de que los padres afligidos perdieron a José, Laura luchó con la depresión porque además su matrimonio se rompió.

A Laura le preocupaba nunca ser capaz de iniciar su propia familia, En 2010 se casó con Gareth y pronto la pareja se dio cuenta que querían niños.

A medida que la pareja trató desesperadamente un embarazo exitoso, se vieron obligados a tratar con más abortos involuntarios.

Laura dijo: "Hemos perdido nuestro primer hijo a las nueve semanas, y varios más en el primer año”.

"Un nuevo consultor dijo que podía tener inyecciones diarias de un anticoagulante para la próxima vez”.

"No era un método infalible, pero no teníamos nada que perder".

Milagrosamente, el tratamiento funcionó, y Laura dio a luz a su hija Eva.

La madre encantada recordó: "Nos dijeron que Lewis iba a tener una hermanita”.

"Estaba convencida de que iba a morir”.

"A pesar de la tensión, después de que ella nació dijimos que hariamos un intento para otro".

Después de su terrible experiencia, Laura pudo finalmente establecerse con la familia que siempre soñó, ahora tiene otra hija e hijo con su compañero Gareth.

Ella explicó: "Aborté tantas veces antes de tener a nuestra hija, por eso rápidamente seguimos con otra hija y un hijo".

Aunque la vida es ahora caótica, Laura dice que nunca se toma un momento por sentado y se considera afortunada por ser una mamá de cuatro niños sanos.

Ella dijo: "A causa de todo lo que pasamos, cuando estoy cansada pienso en lo afortunada que soy. Tengo cuatro hijos perfectos".

Con información de Thesun.co.uk

También te puede interesar:

 

Temas

  • abortos
  • mujer
  • salud
  • familia
  • hijos
  • pareja

Comentarios

Te puede interesar