Logo Soy Carmin
Según Mirror, los investigadores de la Universidad Griffith usaron la tecnología de edición de genes, llamada CRISPR para curar el cáncer cervical, y creen que la misma tecnología podría usarse para tratar el cáncer de cuello uterino en humanos.
Sexualidad

Científicos encuentran la cura para el cáncer cervical

Según Mirror, los investigadores de la Universidad Griffith usaron la tecnología de edición de genes, llamada CRISPR para curar el cáncer cervical, y creen que la misma tecnología podría usarse para tratar el cáncer de cuello uterino en humanos.

Por: Gisselle Acevedo

Según Mirror, los investigadores de la Universidad Griffith usaron la tecnología de edición de genes, llamada CRISPR para curar el cáncer cervical, y creen que la misma tecnología podría usarse para tratar el cáncer de cuello uterino en humanos.(UNSPLASH)

Según Mirror, los investigadores de la Universidad Griffith usaron la tecnología de edición de genes, llamada CRISPR para curar el cáncer cervical, y creen que la misma tecnología podría usarse para tratar el cáncer de cuello uterino en humanos. | UNSPLASH

Científicos encuentran la cura para el cáncer cervical. Aunque por ahora solo se ha probado en ratones, se espera que la fórmula se experimente en humanos en 2024.

Según Mirror, los investigadores de la Universidad Griffith usaron la tecnología de edición de genes, llamada CRISPR para curar el cáncer cervical, y creen que la misma tecnología podría usarse para tratar el cáncer de cuello uterino en humanos.

El profesor Nigel McMillan, quien dirigió el estudio, dijo:

"Esta es la primera cura para cualquier cáncer que use esta tecnología".

En el estudio, el equipo usó CRISPR-Cas9 para atacar y tratar tumores de cáncer de cuello uterino mediante inyección, usando nanopartículas 'furtivas'.

CRISPR-Cas9 es una poderosa herramienta de edición de genes que se puede utilizar para cortar elementos precisos de ADN.

El profesor McMillan explicó:

“Las nanopartículas buscan el gen que causa el cáncer en las células cancerosas y lo 'editan' al introducir algo de ADN adicional que hace que el gen se lea mal y deje de producirse.

“Esto es como agregar algunas letras adicionales en una palabra, por lo que el corrector ortográfico no lo reconoce 'anyTTmore'. Debido a que el cáncer debe tener este gen para producir, una vez editado, el cáncer muere.

“En nuestro estudio, los ratones tratados tienen un 100% de supervivencia y no tienen tumores".

 

TE RECOMENDAMOS