Logo Soy Carmin
Tomar la siesta tiene varios beneficios como reducir el estrés, lo dice la ciencia
Salud

Tomar la siesta tiene varios beneficios como reducir el estrés, lo dice la ciencia

Cuando se combina con ejercicio moderado con las siestas regulares por la tarde pueden ayudar a mejorar y mantener la salud mental. También mejora la salud física y la calidad de sueño por las noches

Por: Aline Ordaz

Tomar la siesta tiene varios beneficios como reducir el estrés, lo dice la ciencia(Foto: Unsplash)

Tomar la siesta tiene varios beneficios como reducir el estrés, lo dice la ciencia | Foto: Unsplash

Dormir la siesta tiene varios beneficios para la salud mental entre ellos, reducir los niveles de estrés, tomar un descanso al día reforzará tu sistema inmune y te evitará problemas del corazón, múltiples han sido los estudios que dan a conocer que las siestas podrían mejorar significativamente la salud de las personas.

Si no te sientes demasiado imaginativo, es probable que sea hora de una siesta. Un estudio realizado por la psiquiatra Sara Mednick de la Universidad de California en San Diego en Estados  Unidos, descubrió que las personas que tomaban siestas REM, que es la fase de sueño profundo, eran más creativas a la hora de resolver problemas que los que no dormían.

Puedes leer: Beneficios de dormir con tu perro, según estudio

Cuando se combina con ejercicio moderado con las siestas regulares por la tarde pueden ayudar a mejorar y mantener la salud mental. Un estudio encontró que cuando se alentaba a los participantes a tomar una siesta después del almuerzo seguido de una actividad moderada por las noches, mostraban una mejor salud mental en general. También tenían una mejor salud física e informaron de tener una mejor calidad de sueño por las noches.

Incluso una siesta de 10 minutos puede reducir el estrés y hacernos sentir relajados. Una siesta actúa como si se tratara de unas minivacaciones y restablece nuestros niveles de estrés para que nos sintamos prevenidos y listos para enfrentar nuestra próxima tarea, descansar y concentrarnos en nosotros mismos durante unos minutos es suficiente para reducir el estrés.

En lugar de tomar una taza de café o té para combatir la somnolencia de la tarde, es mejor echarse una siesta rápida en su lugar. Diversos estudios sugieren que las personas que carecen de sueño tienen más probabilidades de abusar de la cafeína. La privación del sueño también se ha relacionado con el aumento del consumo de alcohol, tal vez como una forma de aumentar la energía ante el ajetreado día lleno de tareas.

El ritmo de vida determina la salud del corazón. Más horas en activo y dormir menos con el tiempo, aumentará el riesgo de problemas cardiovasculares, hipertensión e ictus. Según un estudio publicado en la revista International Journal of Behavioral Medicine, dormir hasta 45 minutos de siesta ayuda a la recuperación cardiovascular.

Tomar la siesta tiene varios beneficios como reducir el estrés, lo dice la ciencia. Foto: Unsplash

Según un estudio publicado en la revista Journal of Clinical Endocrinology & Metabolism, una siesta de apenas 30 minutos es capaz de equilibrar el impacto hormonal tras una mala noche de haber dormido poco. Y es que como muchos estudios han atestiguado, dormir pocas horas tiene un vínculo en nuestro sistema inmune y endrocrino, aún siendo una sola noche. 

Visita nuestro canal de YouTube Soy Carmín

Dormir la siesta es una excelente manera de aumentar el estado de alerta si estamos confundidos o un poco perdidos. Un estudio de la NASA descubrió que después de dormir la siesta durante cuarenta minutos, los pilotos estaban más alerta y un estudio más pequeño publicado en The Journal of Sleep Research descubrió que después de solo diez minutos de siesta los participantes se sentían un aumento de energía y ganas de laborar.

Puedes leer: Kylie Jenner es elogiada por el padre de su hija, Travis Scott, dice que la ama

Las neuronas nos piden un descanso tras la comida, según una investigación publicada en la revista Neuron y llevada a cabo por la Universidad de Manchester en Inglaterra, las neuronas que nos mantienen despiertos acaban “desconectadas” tras comer, de ahí esa pesadez en la sobremesa. Se trata de las neuronas que producen una proteína llamada orexina, responsable del sueño y la vigilia. Así, la siesta es una respuesta natural del organismo para recobrar energías.

Síguenos en

Temas

Comentarios