Logo Soy Carmin
La importancia de los hábitos de higiene personal
Salud

La importancia de los hábitos de higiene personal

El aseo, limpieza y cuidado del cuerpo humano ayuda a prevenir una gran cantidad de enfermedades e infecciones que suelen ser provocadas por virus y bacterias

Por: Marisela Salazar

La importancia de los hábitos de higiene personal(Fuente: Pexels)

La importancia de los hábitos de higiene personal | Fuente: Pexels

Los hábitos de higiene personal son imprescindibles para mantener el cuerpo sano. El aseo, limpieza y cuidado del cuerpo humano ayuda a prevenir muchas enfermedades e infecciones que suelen ser provocadas por virus y bacterias, por ello, es fundamental para la salud adoptar y cumplir con los hábitos de higiene.

Llevar a cabo esta serie de cuidados incide de manera positiva porque además de prevenir enfermedades e infecciones, permiten prolongar la vida y conservan la salud de las personas. Para que estas acciones se conviertan en un hábito deben repetirse de manera constante para crear una rutina.

A continuación compartimos algunos hábitos de higiene esenciales para mantener una buena salud:

Ducharse con regularidad

El cuerpo genera piel muerta constantemente, que necesita ser eliminada para que no provoque enfermedades. Se debe dar especial cuidado a las áreas con pliegues y arrugas, y luego de la ducha, secar bien todas las zonas de la piel para reducir las probabilidades de piel seca y agrietada. La ducha debe ser diaria, no es necesario lavar el cabello todos los días pero si debe peinarse. 

Cortarse las uñas

El buen cuidado de uñas de manos y pies evitará las infecciones. Los pies deben mantenerse limpios y secos para prevenir hongos y el mal olor, el talco puede ser un buen aliado para después del baño porque permite mantener los pies secos. Y las uñas siempre deben cortarse rectas para evitar el encarnamiento al usar zapatos ajustados o de tacón muy alto.

Seguir leyendo: Plantas medicinales para evitar las varices

Lavarse los dientes

Los dientes se deben cepillar después de cada comida, pero además, se debe incorporar el hilo dental y el enjuague bucal en la rutina diaria para minimizar la acumulación de bacterias en la boca, lo que evitará las molestas caries y otras enfermedades, principalmente afecciones en las encías, que pueden afectar a los dientes e incluso al corazón. Es recomendable cambiar el cepillo de dientes cada tres meses.

Lavarse las manos

Las manos son uno de los vehículos más importantes de transmisión de infecciones, por ello, se deben lavar correctamente antes de consumir los alimentos, luego de ir al baño o de manipular basura, después de toser y estornudar. Cuando no se tiene agua y jabón disponibles, se recomienda el uso de gel antibacterial.

Seguir leyendo: Cómo saber si tengo un aneurisma cerebral

Afeitado y depilación

Antes de afeitarse o depilarse cualquier área del cuerpo, se debe lavar la zona perfectamente bien con agua y jabón y posteriormente secarse. Es importante utilizar los productos adecuados, cambiar las cuchillas con regularidad y mantener limpios y desinfectados los aparatos para depilar.

Higiene de la ropa

Se debe lavar toda la ropa regularmente, es muy importante cambiar las prendas interiores todos los días, y es aconsejable lavar las sábanas y fundas de cama cada dos semanas. También debe asegurarse de secar completamente las toallas de baño, y no debe compartirlas con ninguna otra persona.

Dormir bien

Dormir al menos siete horas diarias refuerza el sistema inmunológico, lo que permite que el cuerpo se mantenga saludable. No dormir lo suficiente puede repercutir en la salud, en los niveles de energía y en el funcionamiento diario. Por ello, dormir bien, se considera un buen hábito de higiene para prevenir enfermedades.

Temas

Comentarios