Logo Soy Carmin
Talina Fernández su nieta María fue su motor y salvación tras perder a su hija Mariana Levy.
Celebs

Talina Fernández: su nieta María fue su motor y salvación tras perder a Mariana Levy

En entrevista con una conocida revista, Talina Fernández y su nieta María Levy hablaron de su bonita relación que pasó de ser de abuela y nieta a madre e hija y finalmente de amigas.

Por: Alicia Kelsey López Medina

Talina Fernández su nieta María fue su motor y salvación tras perder a su hija Mariana Levy.(Especial: Instagram Talina Fernández.)

Talina Fernández su nieta María fue su motor y salvación tras perder a su hija Mariana Levy. | Especial: Instagram Talina Fernández.

Talina Fernández: su nieta María fue su motor y salvación tras perder a su hija Mariana Levy. La vida las unió por ser abuela y nieta, pero para ellas ese lazo va más allá porque el fallecimiento de la actriz, ocurrido en 2005, las “convirtió en madre e hija y el amor nos volvió mejores amigas”, expresaron en entrevista exclusiva con la revista Caras.

Y es que dicen que el vínculo entre una madre e hija es irrompible y que únicamente puede ser igualado por el lazo que se genera con las abuelas. En este caso, María Levy, hija de Mariana Levy y Ariel Padilla, tuvo la fortuna de que su abuela, Talina Fernández, haya jugado ambos papeles en su vida, ya que luego de perder a su mamá, ella la sostuvo y la ha llevado de la mano todos estos años.

Te puede interesar: Michelle Renaud abre su corazón al recordar a su mamá a ocho años de su partida

Sin embargo, Talina Fernández expuso que para ella la verdadera heroína de esta historia es su nieta, ya que “María fue la razón por la que no me moría cuando se murió mi hija. Yo no me podía morir con ella porque tenía que ver por María, el gran amor de mi hija. Para mí, fue un privilegio tenerla”, de modo que ambas se aferraron a lo más hermoso que la vida les ha dado: el amor y el amor que las une.

“María fue la razón por la que no me moría cuando murió mi hija. Yo no me podía morir con ella porque tenía que ver por María, el gran amor de mi hija”.

Una de las cosas más bonitas de la relación entre “La dama del buen decir” y su nieta, quien ha demostrado sus dotes en la fotografía, es que la diferencia de edad no ha sido impedimento para que tenga una relación basada en la confianza y respeto, ya que Talina Fernández tiene 77 años de edad, mientras que su nieta tiene 26 años.

“Nos llevamos increíble, nos reímos mucho, compartimos el amor por la música clásica, me fascina escucharla contar historias y verla ser. Me encanta cuando nos ponemos creativas y me enseña cosas, aunque soy poco paciente, pero disfruto de todo momento a su lado. Es una relación muy linda y siempre aprendo algo a su lado”, expresó la joven acerca de la relación que tiene con su abuela.

“Me encanta cuando nos ponemos creativas y me enseña cosas, aunque soy poco paciente, pero disfruto de todo momento a su lado”.

De modo que Talina Fernández afirmó que “la vida nos hizo abuela y nieta, el destino nos hizo madre e hija y el amor nos hizo mejores amigas”. Y eso ha hecho que su lazo sea indestructible y vaya más allá del tiempo, las diferencias y la distancia, ya que para ellas el amor fue el camino para afrontar el dolor.

De hecho, María Levy admitió que durante un largo tiempo se sintió sumergida en el dolor y esto no le permitía darle cabida a lo hermoso de la vida. Al darse cuenta de esto, trabajo en ella para poder vivir plena y felizmente. Al final de cuentas, su gran respaldo ha sido su abuela, quien ha sido un gran ejemplo de cómo se debe enfrentar la adversidad para nunca dejarse caer.

Síguenos en

Temas

Foto del periodista Alicia Kelsey López Medina

Las letras se volvieron mi refugio cuando tenía 12 años; con el paso del tiempo, mi amor por ellas creció y aquí estoy. Escribir me ha permitido colaborar con diferentes medios como el Diario de Yucatán, El Universal, Novias Pashá y Yo amo los zapatos. Mediante este noble trabajo puedo escribir desde notas humanas hasta moda; sin embargo, para mí, lo más importante es ser un canal para darles voz a quienes no son escuchados.

Ver más

Comentarios