Logo Soy Carmin
La reina Isabel II nunca será envenenada por esta razón
Celebs

La reina Isabel II nunca será envenenada por esta razón

Acabar con la vida de una jefa de estado no es algo que cualquiera pueda hacer, pero, en el caso de la reina Isabel II del Reino Unido sabemos que no podrá ser envenenada nunca porque sus cocineros tienen un método casi perfecto para evitarlo.

Por: Joselyn Sánchez

La reina Isabel II nunca será envenenada por esta razón(Especial)

La reina Isabel II nunca será envenenada por esta razón | Especial

Isabel II del Reino Unido es la monarca más longeva de nuestros tiempos y su salud debe ser cuidadosamente conservada, sobre todo porque, al ser la soberana de una de las potencias mundiales puede resultar un blanco fácil para que los enemigos de la corona intenten debilitar a la monarquía.

Pero cuando decimos un “blanco fácil” no significa que la reina Isabel sea accesible para cualquiera, de hecho su seguridad está muy bien resguardada, así que, cualquiera que quisiera hacerle daño se enfrentaría a una situación en la que sin duda no saldría con vida de ahí, así que ni el más tonto haría un ataque frontal.

Seguir leyendo: Lady Di: el día que enamoró al usar unos Converse rosa

Entonces, ¿cuál sería la mejor forma de eliminar a la madre de Carlos de Gales?, quizás la respuesta que haya cruzado por tu mente sea a través de la bebida o de la comida, y ese mismo ha sido el razonamiento de las personas que están alrededor de la reina Isabel, así que es un punto que se cuida mucho.

Y ya que no cualquier persona tiene acceso al Palacio de Buckingham, la mejor oportunidad que se tiene para intentar envenenar a Isabel II es a través de un banquete en el que asistan diversas personas externas a la familia real , así es que se debe poner más cuidado en esas ocasiones.

¿Cómo evitar que la reina sea envenenada?

Según contó la corresponsal real Emily Andrews, durante el programa televisivo “Secrets of the Royal Kitchens” la integridad de Isabel II del Reino Unido es especialmente cuidada en los banquetes y para evitar que a algún malintencionado se le ocurra ponerle veneno a su plano, no se le asigna ninguno.

Es decir, durante los banquetes reales, la abuela de Guillermo de Cambridge y Enrique de Sussex no tiene un trato preferencial, no se le selecciona la pieza de carne más jugosa o la más grande, tampoco se le da el plato mejor servido ni se ponen o se quitan complementos, sino que se le da uno al azar.

De esta manera, los cocineros reales se aseguran de que la reina Isabel no reciba un plato con veneno, ya que sirven todos los platos de la misma forma y cuando es momento de llevarlos a la mesa, se le pide a un paje que acuda a la cocina y que tome un plato al azar, ese será el que se le servirá a la jefa del estado británico.

Seguir leyendo: Reina Letizia luce sus cabello lleno de canas y enamora con hermoso vestido azul

Así es que, si alguien pensaba envenenar a la reina en algún banquete real, lo cierto es que tendría que colocar el veneno en todos los platos servidos, de esa manera, no solo la reina Isabel II del Reino Unido comería el veneno, sino que todos los presentes también lo ingerirían.

Una tarea nada sencilla porque seguramente una botella con veneno del tamaño ideal para que alcance para todos los presentes de la mesa no sería fácil de esconder, así que resulta muy difícil que alguien se atreva a intentar siquiera en pensar en esa idea poco práctica.

Únete a la comunidad Soy Carmín en YouTube para más contenido