Logo Soy Carmin
Qué es el mal de ojo en los bebés: cómo curarlo
Buena Vida

Qué es el mal de ojo en los bebés y cómo curarlo

Seguramente, más de una vez has ecuchado sobre el 'mal de ojo' el cual se relaciona con los bebés pero que no es exclusivo de ellos. A continuación te contamos detalles sobre el tema.

Por: Jazmin Lopez

Qué es el mal de ojo en los bebés y cómo curarlo(shutterstock)

Qué es el mal de ojo en los bebés y cómo curarlo | shutterstock

Todos hemos oído hablar del famoso 'mal de ojo' ¿pero qué es exactamente este padecimiento? ¿por qué ocurre? y sobre todo, ¿cuál es el motivo principal por el que las madres se preocupan tanto por este tema cuando sus hijos son bebés? Habrá quienes consideren esto como simples creencias populares, pero la realidad es que tienen una estructura basada en síntomas reales.

Si tu hijo o hija está muy intranquilo o llora demasiado, para comenzar puedes probar dándole un masaje relajante para bajar sus niveles de energía. Un rico baño con agua tibia también será de ayuda, acompañado de jabones con aromas relajantes especiales para bebés. ¿Y si eso no funciona?

El mal de ojo es un tema se encuentra presente en todas las culturas del mundo y cuando se trata del cuidado de los recién nacidos es que las madres se muestran aún más alertas. Afortunadamente, existe una serie de rituales para aliviar el mal de ojo que han sido llevados a la práctica desde nuestros antepasados y parecen funcionar.

Qué es el mal de ojo-cuidados para bebés (unsplash)

QUÉ ES EL MAL DE OJO

Se le nombra así a un extraño síntoma de malestar general en un bebé el cual puede incluir cansancio, agitación, insomnio y llanto sin motivo aparente. En ocasiones también pueden surgir problemas físicos que no son comunes en el bebé y estos ocurren generalmente después de haber estado en contacto con alguien de “energía fuerte” o incluso si se ha expuesto a lugares donde se encontraban muchas personas. El bebé retiene todas esas energías y las manifiesta de esa manera: llantos, incomodidades, agitación. 

De acuerdo a un artículo publicado en la Revista de Dialectología y Tradiciones Populares, en Iberoamérica, el mal de ojo es conocido como una enfermedad que incorpora causas naturales y sociales ligadas con los celos, la envidia y el cariño.

Aunque la mayoría lo considera como una simple creencia popular, de acuerdo a este artículo, el mal de ojo fue reconocido como enfermedad desde la Edad Media y se explicaba bajo la siguiente perspectiva: Teoría humoral. Esta teoría toma a la salud como un equilibrio entre 4 humores que constituyen el cuerpo humano:

  • Sangre
  • Flemas
  • Bilis amarilla
  • Bilis negra. Cada una prevalece distinto en cada persona, lo cual determina en buena medida su temperamento o complexión.

El mal de ojo se le suele suele atribuir al poder de ciertas personas cuya energía es mayor que la de los afectados, siendo más proclives los niños, bebés y adolescentes. Se dice que para que haga efecto el daño, la mirada debe acompañarse con halagos, de ahí que muchas veces se manifieste justo después de visitar a familiares o conocidos, sin que necesariamente éstos tengan malas intenciones con el niño(a).

Cómo detectar un mal de ojo: Si bien no existe un padecimiento específico, generalmente el mal de ojo está estrechamente ligado a la incapacidad que experimenta el bebé para dormir, así como llantos sin motivo aparente. Podría tratarse también de un problema de sueño, presente también en los niños, aunque deberá ser el pediatra quien determine la causa exacta si los episodios son muy constantes.

~CÓMO SE CURA EL MAL DE OJO

Uno de las curas más efectivas para aliviar el mal de ojo es pasar un huevo por el cuerpo del bebé y después romperlo en un vaso de agua. Un fragmento de los Anales de Antropología, sobre la medicina indígena y males infantiles entre los nahuas de Texcoco, explica que también puede pedirse al “responsable” del mal de ojo, que aplique un poco de saliva en la cabeza del niño, con lo que se curará y no volverá a sufrir daño por la mirada.

  • Otra forma de prevenirlo es atando un listón rojo en la muñeca del bebé o una cinta roja con la semilla ojo de venado, pues el rojo repele o absorbe el calor de la mirada.
  • En cuanto al consejo médico moderno, la Academia Americana de Pediatría, recomienda que para dormir a un bebé, es muy importante mantenerlo tranquilo y en silencio al momento de alimentarlo. Debe permanecer en un espacio cómodo, oscuro y libre de ruidos.

Recuerda que cuando la seguridad de los pequeños se ve amenazada por ejemplo al romper su rutina o por problemas familiares como peleas con la pareja, ellos perciben todas esas vibraciones y muestran su ansiedad a través del llanto, cambios de conducta y resistencia a dormir.

 

TE RECOMENDAMOS