Buena Vida

Tu pareja te puede romper el corazón y no sólo de tristeza

Estudio demuestra que las pelas constantes con el ser amado, pueden provocar problemas cardiovasculares. 

Por: Ana Izabal

telemundo.com

telemundo.com

Todos conocemos la expresión "corazón roto" pero lo que no sabemos es que en realidad, mantener una relación problemática o poco estable sí puede atrofiar tu corazón de forma severa. 

En este caso corazón roto significa el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, provocadas por sobresaltos, disgustos recurrentes y estrés crónico, entre muchas otras cosas que son situaciones comunes cuando las cosas no van de maravilla con nuestra pareja. 

Algunos investigadores de la facultad de psicología de la Universidad de Northwestern, desarrollaron un estudio en el que se analizó el comportamiento de 156 parejas por más de 20 años, para detectar los efectos de la vida matrimonial. 

 

cronicanoticiosa.files.wordpress.com

 

Los resultados arrojaron datos por demás interesantes en cuanto a los efectos de las discusiones, por ejemplo, aquellos hombres (80%) que solían experimentar episodios de ira por problemas con su pareja y familia, fueron diagnosticados con alguna enfermedad cardiovascular, mientras que aquellos que estaban más acostumbrados a permanecer callados o que no manifestaban sus disgustos abiertamente, sufrían de dolores crónicos de cabeza y espalda. 

¿Pero cómo afecta esto al corazón?

Pues bien, el mismo estudio explica que cuando alguien se somete a episodios de estrés con demasiada frecuencia, el corazón sufre un aumento de cortisol y de adrenalina, así como de tensión arterial y aceleración del ritmo cardiaco. Este proceso del cuerpo, produce a la larga, un desgaste severo en las células y provoca enfermedades cardiovasculares variadas. 

Las tensiones emocionales se reflejan en contracturas musculares que, mantenidas en el tiempo, provocan el síndrome miofascial: cuadro de dolor regional localizado en un músculo o grupo muscular

De acuerdo con el doctor Ignacio Fernández Lozano, el aumento de adrenalina y la aceleración del ritmo cardiaco, es un tipo de estrés físico que puede resultar bueno para el cuerpo, pero cuando ese estrés tiene un origen psicológico los efectos son inmediatamente negativos. 

Ahora ya los saben chicas, cuando tienen una discusión con su pareja no solo dañan su parte emocional sino también la física. Sin duda, lo más recomendable es tomarse las cosas con un poco más de serenidad y evitar que el estrés de los conflictos cotidianos nos afecten más de lo que deberían. 

Esto te puede gustar: 

 

Temas

  • Buena Vida
  • Mujeres
  • Corazón
  • Enfermedades
  • Pareja
  • Matrimonio

Comentarios

Te puede interesar