Buena Vida

Trece comportamientos abusivos que debes evitar con tus hijos

Existen comportamientos que son abusivos y que quizás no sepamos que lo son, pero si los identificas en tu estilo de crianza definitivamente debes evitarlos.

Por Joselyn Sánchez

-

La crianza de los hijos no siempre es una tarea fácil y menos para los padres abrumados por el exceso de trabajo, pero se puede ejercer una paternidad lo suficientemente buena si evitas ciertos comportamientos que están comprobados que causan un daño significativo en los niños.

Y es que muchas veces los padres ni siquiera reparan en que están ejerciendo un abuso psicológico sobre sus hijos, pero una vez que identifiques los comportamientos que no debes repetir, entonces es más fácil que sepas que lo estás haciendo bien o mal en la crianza de tus hijos.

Seguir leyendo: Frases para fortalecer la autoestima de tus hijos

Así que, ya que el abuso puede ser sutil, dos expertos nos comparten 13 comportamientos que debe evitar y que podemos ubicar dentro de tres grandes categorías: enfocarse en el carácter en lugar del comportamiento, priorizar la intimidación y el control sobre la conexión y elegir el castigo sobre la disciplina.

Al respecto, la psicóloga Sheryl Ziggler comentó para Salon.com que muchos de los padres no son malos con sus hijos porque quieran serlo, a veces solo reproducen formas de lenguaje con las que fueron criados no es como que piensen: “mañana mi hijo se va a caer y lo llamaré estúpido”, además de que dijo, incluso los buenos padres tienen malos momentos.

El problema es que si esos malos momentos son demasiados, dejan a los niños expuestos a problemas de conducta, problemas de salud mental como el trastorno obsesivo compulsivo, disociación, depresión, entre otros, así como enfermedades crónico-degenerativas, así que una vez que se pierde el control es correcto tratar de reparar los hechos y trabajar para que no suceda de nuevo, dice Martin Teicher.

Trece comportamientos abusivos que debes evitar con tus hijos FOTO: FREEPIK

Comportamientos que debes evitar

Lo importante, según Teicher, es entender la dosis-respuesta entre la exposición y el daño causado a los niños, es decir, evitar ciertos comportamientos durante la crianza de los hijos, los cuales enumeraremos a continuación.

Insultos. Puede que llamar a tu hijo mocoso o metiche no parezca la gran cosa, pero ese tipo de etiquetas se quedan como “voces” en la cabeza de los niños que los acompañan en sus comportamientos, según Teicher, además, explica que con los insultos los padres mandan un mensaje respecto a la capacidad de los niños de depender de los demás.

Seguir leyendo: Cómo criar pequeños lectores de manera sencilla

Por lo que el experto sugiere que si los insultos son recurrentes el padre o madre necesita acudir a terapia para determinar el origen del comportamiento, pero si eres de los padres que cuando se enojan insultan y eso es ocasionalmente, es bueno detenerse a pensar qué voz es la que quieres en la cabeza de tu hijo y actuar en consecuencia.

Usar frases como tú siempre o tú nunca. Si un padre expresa frases como “siempre haces lo mismo” o “nunca me haces caso” en realidad le están mandando un mensaje a su hijo de que si cada vez es as´, entonces ¿para qué esforzarse en intentarlo?, así que lo que el experto recomienda es usar la curiosidad, por ejemplo: “Me pregunto si lo has notado”.

Desvío. A lo que se refiere el término es a sacar problemas relacionados con eventos pasados o que no estén relacionados con la situación actual. Esto provocará que te llenes más de ira, y no ayuda a fortalecer la mentalidad de crecimiento de tu hijo y también los estás alienando.

Trece comportamientos abusivos que debes evitar con tus hijos FOTO: FREEPIK

Generalizaciones de carácter negativo. Lo que debes evitar también son las comparaciones o decir cosas negativas sobre el carácter o valor de tu hijo. Lo que debes hacer es centrarte en las fortalezas, incluso puedes recanalizar las fallas y convertirlas en fortaleza, con amor y acompañamiento.

Gaslighting. Es un tipo de manipulación mental en donde una persona hace que otra cuestione su cordura, sus decisiones, incluso sus propios recuerdos y puede ser con ejemplos como “No dije eso”, regularmente tiene que ver con padres que temen perder la autoridad, lo que produce un sentimiento de inutilidad e impotencia en los niños.

Condescendencia y menosprecio. Este es un sello distintivo de padres que quieren tener el control, pero si sueles ser un padre o madre que trivializan las cosas y las experiencias, es posible que tus hijos no tengan confianza en ti ni busquen contarte cosas.

Seguir leyendo: Pasos para ejercer una crianza respetuosa adecuada

Culpar y avergonzar. Algunos padres suelen regañar, ridiculizar, humillar o criticar a sus hijos frente a los demás y según dice Teicher, aunque la disciplina es buena, no se debe hacer que los hijos se sientan mal consigo mismos, porque eso solo hará que se debilite la autoconstrucción de los niños y pueden terminar por creerse esas descripciones.

Gritos fuertes. Teicher dice que perder el control y gritar no es abuso, pero regañar sí lo es, crear un entorno amenazante y hacerlo de manera frecuente lo es, eso solo logrará que los niños se asusten más rápido y fácilmente en el futuro, además, gritar es igual a miedo y el miedo es opuesto al amor. Por lo que se recomienda cambiar el tono y buscar que el lenguaje incluso corporal no busque intimidar.

Intimidación e invasión del espacio personal. Teicher señala que si los padres solo gritaron una vez pero esa vez aprovecharon su estatura y su posición de poder para intimidar, entonces también es abuso.

Curvas. Eso significa que si tus dos hijos comenten algún hecho que te disgusta y después los separas para regañarlos a cada uno y aprovechar esa posición para intimidar, entonces es algo que no deberías estar haciendo.

Retener el afecto. Según Teicher no debes crear un ambiente en el que el amor y la aceptación dependan del comportamiento de tus hijos, por lo que se pasa de cálido cuando el hijo hace lo que se le pide y luego a frío cuando no lo hace, entonces se condiciona el amor y la aceptación.

Trece comportamientos abusivos que debes evitar con tus hijos FOTO: FREEPIK

Maldecir. Si maldecimos los comportamientos o a los niños, esos lo asociación con “eres malo”, entonces es un comportamiento que definitivamente debes evitar.

Amenaza. Esto implica dejar de hacer cosas en caso de que su hijo no cumpla con algo que le prometió, por ejemplo dejar de comprarle cosas o no hacer otras.

Únete a la comunidad Soy Carmín en YouTube para más contenido

Síguenos en
Más sobre este tema

Mantente informado sobre lo que más te importa

Recibe las noticias más relevantes del día en tu e-mail

Debes ingresar un E-mail valido. Ha sucedido un error en la suscripcion.
¡Tu suscripcion ha sido exitosa!

Suscribirse implica aceptar los términos y condiciones