Logo Soy Carmin
Que todo lo bueno te siga, te encuentre y se quede contigo 
Buena Vida

Que todo lo bueno te siga, te encuentre y se quede contigo 

Hoy, un día más, un latido más, un suspiro, una carcajada, es la oportunidad que te da la vida. ¿Vas a ser feliz? Que todo lo bueno te siga, te encuentre y se quede contigo. Si lo crees, así será. 

Por: Karen Villaseñor

Que todo lo bueno te siga, te encuentre y se quede contigo (Foto Unsplash)

Que todo lo bueno te siga, te encuentre y se quede contigo  | Foto Unsplash

Ya es tiempo, de que eches a fuera todo eso que te está robando las sonrisas, el alma, la vida. Ya es tiempo de que voltees a verte, de que te quieras así completa con defectos y todo. Ya es tiempo de que todo lo bueno te siga, te encuentre y se quede contigo. 

Sí, nadie dijo que salir a luchar día a día es fácil, pero, ¿al menos sales no? Muchos ya no tuvieron esa oportunidad hoy. Pero tú estás aquí, aún tu corazón tiene mucho que latir, aún tus sueños pueden salir de aquel rincón, aún puedes correr y abrazar a los que tanto quieres. 

 

Que todo lo bueno te siga 

Hasta que llegue el día en que te ames por encima de todo, empezarás a atraer a lo indicado, a la persona, al trabajo, a las amistades, a los momentos, a tus victorias, a todo eso que has imaginado una y otra vez. Por eso deseo que todo lo bueno te siga, te encuentre y se quede contigo. 

Porque es bien complicado cuando llega algo bonito a tus días y te da miedo. El miedo que se siente a dar el salto, a aventarse al ruedo aunque te tiemblen las rodillas y el miedo a que sea algo que te haga realmente feliz, sí, así de impredecible y raro es el ser humano, por eso lloramos de felicidad. 

 

Que todo lo bueno te siga, te encuentre y se quede contigo. Que tu día empiece con el sonido del viento golpeando la ventana, con el chorro de agua fría cayendo en tus manos, con ese delicioso aroma a café. Que cuando veas a alguien le sonrías, aunque nunca lo hayas visto en tu vida. 

Te encuentre y se quede contigo 

Que te sorprendan los te quiero, que se esconden en un abrazo, en un hola, en una mirada, en un beso, en preguntar cómo estás. Qué cada suspiro te recuerde lo importante que eres y lo mucho que te disfrutan los tuyos. 

 

De verdad, de todo corazón, que todo lo bueno te siga, te encuentre y se quede contigo.

TE RECOMENDAMOS