Logo Soy Carmin
Felicidad por qué se autosabotea y cómo dejar de hacerlo.
Buena Vida

Felicidad: por qué se autosabotea y cómo dejar de hacerlo

La felicidad debe ser la meta de cada persona. Aunque a veces es así, las mismas personas la autosabotean. De acuerdo con la opinión de una experta, hoy te diremos a qué se debe esto y cómo evitarlo para tener una vida plena.

Por: Alicia Kelsey López Medina

Felicidad por qué se autosabotea y cómo dejar de hacerlo.(Pexels.)

Felicidad por qué se autosabotea y cómo dejar de hacerlo. | Pexels.

Felicidad: por qué se autosabotea y cómo dejar de hacerlo. Ser feliz y dejar ser feliz. Parece sencillo, pero en realidad es una frase difícil de hacer realidad por dos simples razones: se les resta importancia a las emociones positivas y las normas culturales las privan. De acuerdo con una especialista, estos son los caminos más fáciles y cortos para decirles adiós a la felicidad, por eso te expones qué hacer para evitarlos.

En la vida hay tanto emociones positivas como negativas, como si se tratara del yin yang, que es un principio religioso que habla de dos fuerzas opuestas: el bien y el mal. Ambas son habituales y normales, ya que ninguna persona ni ninguna vida es perfecta, además de que son importantes porque permiten que las personas se conozcan a profundidad.

Te puede interesar: Celotipia, el origen de los celos enfermizos; conoce sus causas y orígenes

Sin embargo, la psicóloga Veronika Tait, de acuerdo con el portal Psychology Today, expone que curiosamente las emociones negativas suelen ser más validadas, ya que se refieren a las etapas de tristeza, soledad, vergüenza y dolor que experimentan las personas, generando mayor empatía en los demás.

En el caso de las emociones positivas quedan en segundo plano porque parecería que vivir con ellas no es tan relevante porque muchas veces, ya sea consciente o inconscientemente, las personas dan por hecho que alguien está bien y eso simplemente está bien.

Autosabotaje

Pero ahí está el primer error: hacer menos esas emociones, cuando en realidad son importantes y es urgente externarlas sin miedo al qué dirán y a los prejuicios sociales porque hablan de la felicidad, alegría, satisfacción y orgullo que una persona está sintiendo, sea el motivo que sea.

De la mano de esto, entran las normas culturales (estereotipos) que casi siempre limitan la vida y, por ende, la felicidad. Como ejemplo, la experta recuerda el caso del actor Hugh Jackman, quien contó que desde pequeño le gustó bailar, pero hasta los 18 años de edad se animó a tomar clases, ya que tuvo que ir contra corriente porque su hermano le decía que la danza era para las mujeres y si él lo hacía, sería afeminado y una mariquita.

Curiosamente, el actor se caracteriza por ser multifacético y eso no sólo se debe a su talento nato en la actuación, sino también en la danza. Incluso tuvo la oportunidad de compaginar sus dos pasiones en “El gran showman”, película mediante la cual envió un mensaje que él mismo aprendió: aceptarse a uno mismo y nunca renunciar a los sueños.

Felicidad por qué se autosabotea y cómo dejar de hacerlo. Pexels.

Y justamente este largometraje da pautas para dejar de autosabotear la felicidad: 

  • Analizar y seleccionar aquellas normas o ideas que van con los intereses personales para ser quien se desea ser
  • Dejar de lado aquellas normas sociales que muchas veces restan en vez de sumar, aunque cueste e implique salirse de lo establecido
  • Aceptar quien es cada uno
  • Vivir de acuerdo con los principios personales para mantenerse fiel a uno mismo
  • Compartir con orgullo los logros, las lecciones y el amor con el que se vive

Puedes leer: Mandamientos de una mujer fuerte para vivir plena y feliz

En pocas palabras, se trata de un proceso que puede resultar complejo porque las personas tienen que dar un clavado hacia su interior para conocerse verdaderamente. Pero lo más valioso es descubrirse y conocerse para marcar los propios límites. Partiendo de ahí, se habrá recorrido más de la mitad del camino, así que sólo quedará seguir en el mismo.

Síguenos en

Temas

Foto del periodista Alicia Kelsey López Medina

Las letras se volvieron mi refugio cuando tenía 12 años; con el paso del tiempo, mi amor por ellas creció y aquí estoy. Escribir me ha permitido colaborar con diferentes medios como el Diario de Yucatán, El Universal, Novias Pashá y Yo amo los zapatos. Mediante este noble trabajo puedo escribir desde notas humanas hasta moda; sin embargo, para mí, lo más importante es ser un canal para darles voz a quienes no son escuchados.

Ver más

Comentarios