Logo Soy Carmin
Crianza: ¿deben existir diferencias en la educación de niñas y niños?
Buena Vida

Crianza: ¿deben existir diferencias en la educación de niñas y niños?

Criar a las hijas e hijos de maneras demasiado diferentes puede que tenga consecuencias en el futuro. No podemos negar que hombres y mujeres somos diferentes, sin embargo, esta práctica se debe equilibrar en función de las necesidades de cada descendiente

Por: Nancy Villarreal

Crianza: ¿deben existir diferencias en la educación de niñas y niños?(Especial Pexels)

Crianza: ¿deben existir diferencias en la educación de niñas y niños? | Especial Pexels

Si eres madre de mínimo una niña y un niño, puede que te hayas preguntado si debes criarlos del mismo modo o de diferentes maneras a ella y él. Es verdad que nenas y varones son diferentes, y que se deben toma en cuenta aspectos distintos al educarlos, pero no siempre es benéfico marcar muchas distinciones y te vamos a explicar por qué. 

Por ahí se dice que es mucho más sencillo criar a los niños que a las niñas, o bien que estas siempre suelen ser más tranquilas, pero manipuladoras, y que los varoncitos son siempre más bruscos y agresivos en su comportamiento. Todas estas ideas no son más que estereotipos en los que se encasilla a los más pequeños de casa y que no los dejan bien parados.

Desgraciadamente, la crianza de muchos de los padres todavía está muy basada en estas ideologías erróneas, quienes no ofrecen las mismas oportunidades e interacciones de desarrollo a sus hijas que a sus hijos, o viceversa. De ahí que surja la pregunta que nos trajo aquí: ¿son válidas las diferencias al criar a niñas y niños en la misma casa?

Puedes leer: Cómo consolar a tu hija cuando está triste sin decirle "cálmate, no pasa nada"

Una respuesta lógica y justa sería: no, haciendo a un lado la cultura y los estereotipos. Pero, no podemos negar que, a pesar de que nos encontramos en pleno siglo XXI, muchos siguen tomando como bandera las diferencias entre niñas y niños al momento de educarlos, descartando totalmente la posibilidad de la igualdad en la crianza de los hijos

No podemos negar las diferencias a niveles anatómico y cerebral que existen naturalmente entre niñas y niños, muchas de las cuales pueden ser percibidas desde su nacimiento. En el aspecto cognitivo, por ejemplo, la ciencia ha comprobado que las pequeñas desarrollan más rápido su lenguaje y de forma más extensa, y son mucho más cooperativas.

Por el contrario, los varones son más competitivos, bruscos y activos físicamente, por tener los niveles de testosterona más elevados, mientras que las niñas desarrollan más rápido su hemisferio izquierdo, asociado a la comunicación y al habla, debido a la cuestión hormonal.

El ambiente influye en la crianza inevitablemente

Estas diferencias naturales podrían hacer que sea injusto criar a los niños y niñas por igual, porque en algunas circunstancias las necesidades de ambos géneros son distintas. Es válido modificar el estilo de crianza en función de las personalidades de los pequeños y pequeñas, pero no dependiendo de los roles y estereotipos sociales. 

Crianza de los niños y niñas debe tener consideraciones justas.
Crianza de los niños y niñas debe tener consideraciones justas. / Especial Pexels

Errores de los padres en la crianza de niñas y niños

Dependencia contra autosuficiencia

La generalización en ningún contexto es prudente y recomendable. A pesar de esto, muchos son los papás que se muestran distintos al apoyar a sus hijas y a sus hijos; mientras que a los hombres se les considera más fuertes y con capacidad de recuperarse de las caídas, a las mujeres se nos ve frágiles y acuden a nuestra ayuda de inmediato, creándose la sobre protección. 

Emocionalidad contra frialdad

Estas diferencias poco convenientes al momento de criar a los hijos e hijas también se presentan en el terreno emocional. Un adulto se va a acercar más fácilmente a brindar consuelo a una niña que a un niño, mientras que a los varones los alentarán a ser fuertes y esconder su sensibilidad.

Las diferencias de crianza entre niños y niñas se puede ver en el plano emocional. Es más probable que los adultos escuchen, consuelen, abracen y reconforten a las niñas, y que animen a los niños a ser fuertes y a esconder su sensibilidad. Se presentan frases como "los niños no lloran" o "lloras como niña".

Expresión contra represión

Algo que también padecemos las hijas y no tanto nuestros hermanos, es la represión de los sentimientos de ira y enojo. A los varones, claro que se les permite mostrar estos, mientras que una niña que dé señales de agresividad, se le va a reprimir y alentar a que sea calmada y dócil siempre. Esto nos orilla a que en la adultez, estos sentimientos los veamos como algo naturalmente malo y los reprimamos, en miras de complacer a los demás. 

Puedes leer: Niño mimado no es igual a niño feliz; conoce las principales diferencias que los distinguen

Inteligencia contra belleza

Finalizamos esta información sobre crianza de los hijos con este punto que habla de las distintas cualidades que son normalmente exaltadas en niñas y niños. Mientras que nosotras desde muy pequeñas estamos acostumbradas a recibir elogios por nuestra belleza, a los hombres se les reconoce por su inteligencia y valentía. 

Síguenos en

Temas

Foto del periodista Nancy Villarreal

Nancy Villarreal

Periodista

Soy una comunicóloga mexicana de 31 años que está buscando encontrar el equilibrio y la felicidad en todos los aspectos de su vida. Apasionada de la redacción, la fotografía y la danza.

Ver más

Comentarios