Buena Vida

¿Conoces las zonas erógenas de tu hombre?

A ellos también les gusta ser estimulados

Por: Norma Portillo

Zonas erógenas masculinas   (Foto: Ecestaticos.com)

Zonas erógenas masculinas (Foto: Ecestaticos.com)

Saber cuáles son las zonas que más lo excitan te marca el camino indicado para saber qué lugares estimular y llevar a tu pareja al máximo placer.

A continuación algunas de ellas

Orejas. Son un punto muy sensible, acariciarlas, besarlas e incluso mordisquear los lóbulos puede llegar a ser muy excitante.

Cuello. A ellos también les encanta los besos en esta parte, pues el cuello tiene muchas terminaciones nerviosas sensibles a los estímulos, sobre todo el área de la clavícula y la línea donde comienza el cabello.

Escroto. Ya en las zonas erógenas masculinas, recuerda que las caricias deben ser suaves (usa la yema de tus dedos) porque los testículos y el saco escrotal en sí son extremadamente sensibles.

Nunca los tomes con fuerza o muerdas porque ¡lo harás sufrir!

Glande. Es la zona erógena del hombre por excelencia, y bien estimulada, da un placer intenso. En algunos hombres es más sensible que en otros, así que consulta a tu pareja de qué manera le gusta más el sexo oral para que tu desempeño sea exitoso.

Perineo. Presiona el área del perineo con la yema de los dedos para inducir o retomar una erección. El perineo es la zona que se encuentra entre el pene y el ano, o en otras palabras, la parte posterior del escroto.

Pectorales. Aquí puedes hacer de todo: besar, lamer, succionar, acariciar, masajear. Comienza suavemente y luego incrementa la intensidad. ¡Mira su reacción!

Luego baja hacia la parte de los abdominales bajos, entre el ombligo y la pelvis, otra gran zona erógena, pues los estímulos allí estimulan el flujo de sangre hacia la pelvis y van creando más tensión sexual.

Su mente. Puedes excitar a tu pareja con los sentidos, principalmente la vista y el oído. Los hombres son muy visuales: ya con ver a su chica en ropa interior, y encima excitada e imaginando lo que se viene, los vuelve locos. Más aún, si tomas la iniciativa y le susurras al oído alguna frase hot.

También te puede interesar:

 

Temas

  • mujer
  • sexo
  • zonas erógenas
  • estimulación
  • orejas
  • cuello
  • escroto
  • pectorales

Comentarios

Te puede interesar