Trendy

Mujeres jóvenes, bellas... y asesinas brutales

Sus acciones las mantiene como las más despiadadas delincuentes de la historia. 

Gisselle Acevedo
Por Gisselle Acevedo

A lo largo de la historia, la ternura, amor, compasión y hasta la debilidad han sido sinónimos de la palabra MUJER, pero no todas entramos en este molde (y no lo digo por las fuertes y "luchonas") si no por aquellas féminas que en lugar de enternecer, matan a quien tiene al lado. 

De acuerdo con un estudio que vincula el diagnostico de determinadas enfermedades mentales con el sexo de cada individuo, el cual fue publicado en 2011 por la American Phsycological Association, las mujeres son más propensas a padecer trastornos como depresión, ansiedad, además de ser más proclives a interiorizar las emociones.

Éste ha sido el caso de una larga lista de jóvenes mujeres que han cometido crímenes sanguinarios, ni siquiera pensados para una película de terror. Aunque la lista de jóvenes mujeres asesinas podría ser infinita, hemos escogido los cuatro hechos más brutales, dos de los cuales ocurrieron en el siglo pasado y los otros recientemente, lo que refleja en buena medida que los trastornos mentales siempre han estado entre nosotros.

Susan Atkins

 

 

De un rostro hermosos, pero con una mirada perturbadora, esta mujer en 1967 se unió a la Familia Manson, un grupo de seguidores del músico y asesino estadounidense Charles Manson. Con el tiempo, Atkins se convirtió en una de las más fieles seguidoras de Manson y fue perdiendo del control de su mente al desenvolverse en un entorno criminal.

Aunque Susan fue acusada de participar en los asesinatos de varias personas, entre estas Leno y Rosemary LaBianca, su juicio se fundamentó en el brutal asesinato de la actriz y esposa del cineasta Roman Polanski, Sharon Tate, a quien apuñaló salvajemente sin importarle que estaba en embarazo.

 

 

Brenda Ann Spencer

 

 

Brenda Ann Spencer, una adolescente solitaria y problemática criada en San Diego, California, empleó el rifle semiautomático que su padre le había regalado en Navidad para tirotear una escuela de primaria el lunes 29 de enero de 1979. La joven de 16 años fue detenida por la policía tras seis horas de tiroteo, dos muertos y nueve heridos, la mayoría niños. En apariencia, uno más de entre los muchos ataques a colegios que ha registrado EE.UU. en su historia, salvo por la inaudita respuesta que dio Brenda Spencer al ser capturada: «Los ataqué porque no me gustan los lunes. Solo lo hice para animarme el día».

 

 

Las siguientes dos mentes criminales son más jóvenes a las anteriores y sus actos violentos tuvieron lugar el 2007 y 2009 respectivamente.

Amanda Knox

 

 

Una joven estadounidense que fue puesta bajo custodia en 2007 por las autoridades italianas por asesinar a una de sus compañeras de apartamento. El 4 de diciembre de 2009 Knox recibió una sentencia de 26 años de prisión, y en 2014 sería sentenciada nuevamente a 28 años de prisión tras concluirse que había degollado a su compañera, la estudiante británica Meredith Kercher.

 

 

Alyssa Bustamante

 

 

Joven cuya vida no ha sido para nada fácil, ya que vivió en una familia compuesta con adicciones a las drogas, y su padre estuvo en prisión durante la mayor parte de su infancia. Todo esto fue llevando a Alyssa hacia la desesperación, por lo que empezó a hacerse cortes en su piel y a la edad de 13 años intentó suicidarse.

El deplorable estado de su mente la llevaría a asesinar a una niña de 9 años, Elizabeth Olten, quien además era su vecina. Muchos dicen que su único propósito era matar alguien para saber que se sentía, por lo que utilizó a su hermana pequeña para atraer a la niña de nueve años, a quien llevó a un bosque, estranguló y luego la apuñaló múltiples veces y le cortó la garganta.

 

 

También puedes leer:  

 

 


Sigue a SoyCarmín en
y en

Comentarios