Trendy

La secta apocalíptica de Anne Hamilton-Byrne

Aliens, LSD y abusos sexuales 

Soy Carmin
Por Soy Carmin
  • Advertisement

    Advertisement

Anne Hamilton es una mujer que retuvo a 28 niños y les dejó con problemas sicológicos para toda su vida.

A las a fueras de Melbourne se encuentra el lago Eildon, ahí existió una casa en la que se desarrollo una de las sectas más inquietantes surgidas en Australia. Su carismática líder Anne Hamilton la llamó La familia.

Cuando las leyes de adopción no estaban bien reguladas en Australia, Anne adquirió decenas de niños. La policía, en 1987, recogió de la casa un total de 28 niños, después de la huida de dos de las víctimas infantiles.

Ahora, un documental de La Familia saldrá a la luz. Sus creadores, el periodista Chris Johnson y el cineasta Rosie Jones dan a conocer una de las sectas exclusivamente femenid¿na que se conoce en la historia. Y tal vez una de las más escalofriantes.

Advertisement

 

La Famiiia de Hamilton-Byrne era reflejo de su obsesión y sicopatía, vestidos de manera idéntica, cabellos teñidos de rubio platino. Los niños soportaron terribles golpes, ayunos por días, tortura emocional y efectos de drogas alucinógenas administradas sin su consentimiento.

Con el argumento del “amor” aplicaba todo esto a sus “hijos”, al menos así lo expresan los supervivientes que entrevistaron para el cortometraje.

Al ser detenida por fraude en 1993, sólo tuvo que pagar 5 mil dólares por la multa de fraude y la policía paso por alto la larga lista de delitos y terrible abuso infantil.

Advertisement

 

La Familia fue una miscelánea de credos: cristianismo, misticismo oriental o profecías apocalípticas se daban la mano en las charlas adoctrinadoras de Anne. Los aliens tampoco salieron indemnes del imaginario sectario de Hamilton-Byrne, que también acabó reclutando para su causa a seguidores adultos, presuntamente obligados.

Las víctimas estaban obligadas a consumir LSD, además de otras drogas, como parte esencial de los ritos de iniciación. Las personas que pasaban a tomar parte de La Familia tenían que acatar una regla única: “Hacer absolutamente todo lo que decía Anne", afirma David Whitaker, un niño que logró sobrevivir.

"Todo ello incluía", añade, "qué pensar, qué ponerse, qué comer, con quién casarse, no casarse... La obediencia total".

Advertisement

 

Para cuando se hizo la dedada policial, Hamilton-Byrne ya había roto familias, destruido matrimonios y provocado secuelas sicológicas de por vida a sus víctimas infantiles. Muchas de ellos intentaron quitarse la vida, algunos lo lograron.

En la actualidad Anne Hamilton-Byrne es una octogenaria que vive en el geriátrico, "Ella iba vestida de azul, impoluta, todavía tenía el pelo largo y platino". Sin embargo, su demencia la ha incapacitado para dar el consentimiento para que pueda ser entrevistada y filmada.

Advertisement

 

El documental sugiere que todavía entre 20 y 30 miembros siguen el legado que dejó Anne, ahora anciana demente con rostro de plástico, debido a las operaciones que se hizo con el dinero que fraudeó como la lider de La Familia.


Sigue a SoyCarmín en
y en

Comentarios