Buena Vida

"Soy reputa", carta en honor a violadas y asesinadas

Cientos grita #NiUnaMenos, vamos a unirnos, es nuestro deber como mujeres. 

Gisselle Acevedo
Por Gisselle Acevedo

En este preciso momento en alguna parte del mundo, una mujer es violada por un hombre repugnante, sin ninguna razón aparente, solo por ser mujer, por llevar una falda que enseñó más allá de los talones y claro "provoca a un inocente sujeto", por caminar en un terreno baldío, o simple y sencillamente por salir de su casa o por haber dicho ¡no quiero!.

Ayer mismo los titulares de los diarios internacionales anunciaban la infame violación de una chica de 36 años, que vivía en España y que su único error fue haber terminado con su pareja. El hombre no tuvo piedad de ella, le puso pegamento en la vagina, le quemó alrededor de sus partes íntimas. 

Pero si esto no fuera suficiente, también está el caso de Lucía Pérez, quien fue drogada, violada y salvajemente asesinada en Mar del Plata (Argentina) el 8 de octubre. Tenía 16 años.

Ellas son solo apenas la punta de iceberg, a estas alturas son miles de víctimas sin nombre que a diario aparecen en canales, bolsas o simplemente no aparecen. 

Todo esto lo denunció un texto recuperado que se está haciendo viral en Facebook en América Latina y en España, que recoge historias de mujeres de distinas edades víctimas de violencia machista en varios países.

Esta es la carta que se debe compartir para que todo el mundo entienda que no queremos ni una menos, que ssi se meten con una, nos tocan a todas, que no podemos ser ajenas al dolor de las víctimas, de sus familias, que no queremos que nos toquen a nosotras, nos maten a nuestras hijas, violen a nuestras hermanas o desaparezcan a nuestras madres: 

Soy reputa, como Micaela que tenía 12 años. Un tipo de 26 la mató porque la nena no quiso tener sexo con él. Pero bueno, ella tenía varios Facebook y subía allí fotos “provocativas”, ¿qué querés?

Una chica en Brasil fue drogada y luego violada por más de 30 hombres, todo organizado por su novio, en venganza por una supuesta infidelidad de ella. Se filmó el hecho y se lo subió a distintas redes sociales para el disfrute de muchos. Pero escúchame, la niña con 16 años ya tenía un hijo y encima se drogaba, una putita…

¿Y Melina? ¿te acuerdas de ella? ¡¡Qué loca que era!! los culpables de su violación y muerte no fueron los cuatro violadores y asesinos, sino ella, porque le gustaban los bares y no estudiaba.

O Daiana, que fue a una entrevista de trabajo de noche y vestida con short, a quién se le ocurre, reputa. A Serena el novio le dio 49 puñaladas por haberlo dejado, pero era re puta la niña.

Marina y María José… ¡¡viajaban solas!! ¡¡Dos mujeres solas!! Ellas también, ¿qué esperaban?
Rosa, de 74 años, sufrió una golpiza brutal en manos de su novio, pero seguro algo hizo, lo debía tener bien harto… y era buscona la vieja, se cogía a todos en el centro de jubilados.

Mailén fue violada por Miguel, dos veces, en la casa de él. Pero bueno, ella eligió ir a la casa del tipo, ¿qué pretendía que pase? Enorme puta.

A Cintia el ex marido la mató a puñaladas frente a sus tres hijos porque lo había dejado. Pero ella ya andaba con otro en vez de ocuparse de los niños.

A Macarena el ex novio le cortó el cuello con una trincheta también porque lo dejó. Pero ella era reina de belleza, se mostraba mucho la tipita.

Y podríamos seguir. Por un rato largo, porque la lista de víctimas de la violencia machista es eterna. Y la sarta de basura también machista para justificar cada caso, también. Ángeles. Araceli. Lola. Una cada menos de 30 horas. ¿En Brasil? Una violación cada 11 minutos. ¿En México? 7 mujeres asesinadas cada día, muchas más desaparecidas y jamás halladas con vida. A todas, pero todas, les pasó por putas.

Mañana puedo ser yo la puta muerta/violada/golpeada del día. Pero bueno, estas son pendejadas por las que se preocupan las feminazis nomás, que son unas pinches exageradas. Y unas putas. Siempre, siempre putas.

 

 

El texto, que comienza por "Soy bien puta" o "Soy re puta", es una adaptación de un artículo publicado en junio de 2016 por Mariana Belloso en el medio argentino La Prensa Gráfica con el título Ni una Menos. Este a su vez procede de un post compartido en Facebook por la periodista mexicana Lydiette Carrión. Frente a quienes utilizan la palabra puta como insulto, cada vez más mujeres la reivindican como símbolo de su libertad y su derecho a disfrutar de su sexualidad cuando y con quien quieran, como decía este post viral, también argentino, de 2012.

Las cartas de mujeres que se ponen en la piel de otras, violadas, asesinadas y encima, cuestionadas y culpabilizadas por una parte de la sociedad, se están convirtiendo en un género propio. Uno de los casos que se menciona en este artículo, el de las argentinas Marina Menegazzo y María José Coni, inspiró el post Ayer me mataron, cuyo original ya no está disponible, pero se compartió cientos de miles de veces.

En Argentina el mensaje recuperado se está moviendo en redes sociales con las etiquetas #NiUnaMenos y #VivasLasQueremos. Mujeres de Buenos Aires, conmocionadas por el feminicidio de Lucía Pérez, han convocado este miércoles una huelga de mujeres y una manifestación en la que marcharán vestidas ara decir que "basta de violencia machista".

Esto te puede interesar: 

 


Sigue a SoyCarmín en
y en

Comentarios