Buena Vida

¡Piden justicia víctimas de violencia sexual!

Guatemala sentará precedente histórico para juzgar estos casos 

Soy Carmin
Por Soy Carmin
  • Mujeres indígenas con sus defensoras   (Foto: Comunitariapress.files.wordpress.com)

    Mujeres indígenas con sus defensoras (Foto: Comunitariapress.files.wordpress.com)

Después de 30 años dos presuntos implicados en un caso de esclavitud sexual y doméstica contra 11 mujeres de la etnia mayaketchí del norte de Guatemala se sentaron en el banquillo de los acusados.

Se trata del coronel Esteeelmer Reyes Girón, de 59 años, a quien se le acusa por delitos de lesa humanidad en sus formas de violencia sexual, esclavitud doméstica y asesinados. A su lado se sienta el comisionado militar Heriberto Valdez Azij, de 74, inculpado de desaparición forzada y violencia sexual.

Durante la guerra civil de Guatemala, el ejército desapareció a sus maridos, padres y hermanos. Fueron obligadas a cocinar y lavar la ropa a los soldados y abusadas sexualmente.

Cuando lograron regresar a sus comunidades de origen fueron repudiadas y todavía hoy a quienes las señalan y estigmatizan socialmente.

Mujeres indígenas    (Foto: Dw.com)

 

Los perpetradores pudieron ser identificados gracias a los testimonios de las víctimas, que los reconocieron. Los delitos juzgados fueron perpetrados en la comunidad de Sepur Zarco, una aldea del municipio de El Estor (Izabal, norte) donde en 1982 se erigió un destacamento militar destinado a combatir a la guerrilla de inspiración marxista. Como en otros grupos de la misma naturaleza, se cometieron toda clase de abusos.

Este es el primer caso que se lleva a los tribunales. El informe Recuperación de la memoria histórica (Remhi), del obispo Juan Gerardi, recoge testimonios estremecedores como en el que se obliga a las mujeres a bailar y desvestirse delante de la tropa, en el mismo lugar en donde horas antes habían sido asesinados sus padres, hermanos, novios o maridos, para después violarlas masivamente. Algunos uniformados que padecían enfermedades venéreas también pudieron beneficiarse de aquél botín de guerra, pero después del resto.

Sala del juzgado   (Foto: Maspaz.org)

 

La guerra civil que destrozó Guatemala durante más de 30 años, dejó más de 200,000 muertos y se estima que 100,000 mujeres fueron torturadas, violadas y asesinadas, la mayoría de ellas, mayas. El juicio de Sepur Zarco supone un acontecimiento histórico ya que por primera vez una corte nacional juzga violaciones de guerra como casos de lesa humanidad, y puede sentar un precedente histórico.  

La decisión está ahora en manos de la juez Yasmín Barrios, quien tras escuchar a las partes deberá dictar sentencia, la que no quedará en firme hasta agotar un proceso legal que puede tardar meses.

Hagámosles llegar a esas mujeres cientos de miles de mensajes de gratitud desde cada rincón de América Latina que les agradezcan toda una vida de lucha, a través del portal  Secure.avaaz.org

 

¿Crees que condenarán a los oficiales?

 

También te puede interesar:

#Video ¡Niña filipina identifica a más de 1000 pedofilos!
¡Ablación femenina, práctica monstruosa!
 

 

¡La historia de Carla, una sobreviviente de trata!


Sigue a SoyCarmín en
y en

Comentarios