Buena Vida

10 hábitos de los que debe alejarse una mamá

Parece que eres la madre perfecta pero en realidad te estás equivocando

Martha Gastelum
Por Martha Gastelum
  • Errores mamá. Foto: lostiempos.com

Como mamás lo más importante siempre es buscar el bienestar de nuestros hijos para que estos sufran lo menos posible ante cualquier cosa desagradable. Sin embargo esta manera de ser con nuestros hijos, lejos de ayudarles los perjudicamos, ya que no los estamos preparando para el mundo, porque cuando experimentan las frustraciones de la vida, es cuando sienten "morir".

"Prepara a tu hijo para el camino, no el camino para tu hijo".

Estos son los diez errores más comunes que cometen una mamá

Dicho esto, he elaborado una lista con los diez errores más comunes que cometen los padres en la actualidad, para que se tome conciencia de que esta cultura no siempre es la mejor para nuestros hijos.

1. Juzgar a otros padres

Si ves que otra madre de familia permite a sus hijos levantarse tarde, no le crítiques, mejor enfoca tus energías en lo que tu haces, preocuparte por lo tuyo y no permitas que lo demás te moleste.

2. Diálogo interno negativo

No te faltes al respeto a ti mismo y permitir que tus hijos vean esa parte de ti. Tu hijo te admira y si escucha que te dices tu misma "Qué fea soy" que no te extrañe que el también lo diga hacia él mismo. No le contagies tus propias inseguridades.

3. Desconexión con los que más amas

Estamos más ocupados que nunca y nos hemos convertido en increíbles padres multitarea. Pero toda esta permanente conexión con los aparatos electrónicos puede crear problemas con tus hijos. Aléjate por un momento de tus artículos electrónicos. Transforma en un hábito el que no haya tecnología en casa después de las 7 pm. y así poder convivir con tus hijos con un juego de mesa.

4. Hablar mal de las personas a quienes nuestros hijos aman

No te desahogues delante de tus hijos, sobre problemas de familiares, tu ex pareja o del profesor, busca los momentos para poder expresarte con alguien sobre lo que sientes. Tus hijos no tienen necesidad de escuchar lo malo de las personas a las que aprecian. Si no soportas a una de esas personas, es mejor que lo mantengas entre adultos y dales a tus hijos la oportunidad de disfrutar a sus familiares sin culpa.

5. Tratar de controlarlo todo

Es bueno que permitas a tus hijos equivocarse, el sobre control trae en ocasiones un extra, un hijo rebelde que se pondrá en tu contra tarde o temprano ¿Y realmente quieres lidiar con eso? Dale a tus niños un poco de espacio para cometer errores. Mantenerlos seguros es una cosa, pero controlar todos sus pensamientos y movimientos, es otra. Déjalos aprender de sus experiencias de vida, los enriquecerá en el largo plazo.

6. Fotografiarlo todo

Lo ideal sería tomar menos fotos, sin pensar en dejar la cámara para la fiesta de cumpleaños y las vacaciones, simplemente, aprende hacer un balance entre vivir los buenos momentos con tus hijos y hacer a un lado la cámara. La costumbre de hoy en día es fotografiar todos los momentos en nuestras redes sociales, sin embargo estamos descuidando lo verdaderamente importante , disfrutar la alegría de ver a nuestros hijos correr y disfrutar los momentos gratos de verlos crecer y no precisamente detrás de una cámara fotográfica.

7. Decir siempre que sí

Es fácil darle todo a nuestros hijos y querer darle esos pequeños extras en la vida que ellos merecen y que quizás tú nunca tuviste de chico. Pero no los acostumbres a que esto se repita todos los días, o muy pronto tendrán un pequeño que no aceptará un “no” como respuesta. Impon límites y enseña a tu hijo a ganarse esos pequeños detalles.

8. Estar demasiado cómodo

Probablemente a ti no te agrade ir al fascinante parque al que tu hijo tanto desea ir . Invierte tiempo en probar nuevas cosas y observa hacia dónde voltean tus hijos, déjalos explorar el mundo un poco y llegar a sus propias conclusiones, y al hacer eso, tú también te podrías dar cuenta de que existen cosas que quizás no conocías.

9. Fingir tiempo de calidad

Tú y tu hijo planean ver una película juntos y al comenzar los anuncios tu sacas tu celular para checar el correo o tomarse una foto juntos y le das importancia para subirla a Facebook. Posiblemente en ese intervalo de tiempo, ya le restaste unos pocos segundos a tu hijo, del tiempo de calidad que tenías destinado para él. Pero ¿Sabías que el siente cuando realmente no estás involucrada? Tú sabes cuando dicen, “mamá, ¿no estás viendo?” ¡Ellos saben que no estás en ese momento con ellos! No te perderás de nada tan importante que no pueda esperar a más tarde. 

10. No decir ‘te amo’

No se te olvide nunca decirle que lo amas, permite que el te escuche. En todo momento y aunque ellos crezcan, necesitan escucharte. ¡Nunca es tarde!

Sigue leyendo:


Sigue a SoyCarmín en
y en

Comentarios